Aranzadi propondrá en la próxima Comisión municipal de Asuntos Ciudadanos abordar con medidas políticas y sociales, alternativas a las policiales, el fenómeno de los manteros en Sanfermines

Desde Aranzadi pensamos que las medidas exclusivamente policiales para frenar un fenómeno político y social están destinado al fracaso, además generan indefensión y violencia a las personas sin papeles.

La Candidatura Ciudadana Aranzadi Pamplona en Común presentará, en la comisión municipal de Ciudadanos del próximo lunes, una declaración proponiendo que se diseñe un plan para reordenar el comercio de los manteros en los próximos Sanfermines, con el fin de abordar este fenómeno sin reducirlo a las intervenciones puramente punitivas.

Con motivo de la conmemoración, hoy miércoles, 21 de marzo, del Día Internacional de la Eliminación de la Discriminación Racial, Aranzadi considera oportuno señalar que es momento de admitir que, en el fenómeno de los manteros, las responsabilidades no son, fundamentalmente policiales, sino políticas, pues son los cargos públicos los que, en teoría, priorizan la acción de los cuerpos policiales por encima de otras medidas políticas sociales  y humanas: destinar recursos a perseguir a gente que se gana la vida de la única manera que la Ley de Extranjería les permite es, desde nuestro punto de vista, un despilfarro de recursos que bien podrían destinarse a perseguir casos de corrupción, investigar casos de violencia machista o incluso a mejorar la movilidad sostenible en nuestras ciudades.

En concreto, la declaración incluye los siguientes cuatro puntos:

1.- Revocar el compromiso adquirido en esta comisión con respecto a declaraciones políticas que proponían soluciones policiales para el fenómeno de la manta. Las medidas exclusivamente policiales destinadas a frenar un fenómeno que tiene raíces políticas y sociales está destinado al fracaso y a generar situaciones de indefensión y de violencia para las personas sin papeles.

2.- Instar al Equipo de Gobierno de Pamplona a que ponga en marcha un plan que ordene el fenómeno mantero en la ciudad durante los Sanfermines, pero que minimice la intervención puramente punitiva. En concreto, se propone determinar una o varias zonas de la ciudad donde se pueda ejercer la venta ambulante de forma compatible con el tránsito normal de peatones.

3.- Transmitir nuestra solidaridad con la familia de Mame Mbaye y con los compañeros y compañeras del Sindicato de Manteros, al que pertenecía, y pedir el esclarecimiento de los hechos y la asunción de responsabilidades políticas por parte del Ayuntamiento de Madrid, si las hubiera.

4.- Empezar a trabajar desde ya con asociaciones como SOS Racismo y otras para, más allá de lo propuesto en el punto dos, se lleven adelante otras medidas no punitivas que garanticen la convivencia y la seguridad de todas las personas durante los Sanfermines de 2018, más allá de su situación administrativa. En concreto, se propone convocar el Foro de la Diversidad en el plazo de dos meses para abordar esta cuestión y consensuar medidas concretas con el tejido social.

Las redadas racistas han aumentan un 43%

El pasado 15 de Marzo, tras una de las muchas redadas policiales contra los manteros que se llevan a cabo en la ciudad, moría en Lavapiés (Madrid) Mame Mbaye, de origen senegalés y mantero de profesón -forzosa-. Las causas de la muerte no apuntan a que fuera objeto de brutalidad policial e incluso fuentes policiales indican que se le atendió desde el SAMUR y desde la propia policía municipal.

No obstante, desde el propio Sindicato de Manteros de Madrid indican que en los últimos tres años, desde la entrada del nuevo gobierno, las redadas racistas han aumentado hasta en un 43%. Vivir atrapado por una Ley de Extranjería que te impide regularizarte aunque quieras y aunque seas un ciudadano ejemplar – Mame llevaba viviendo 14 años en España-, salir a la calle a ganarte la vida con el miedo constante a que te deporten o a que te requisen el sustento día tras día conlleva, sin duda, situaciones de estrés constante que explican la muerte de Mame Mbaye.

El caso de Mame no es aislado ni es un suceso “de Madrid”. En Pamplona también tenemos que lamentar la muerte de Elhadji Ndiaye, un senegalés muerto por un fallo cardiorrespiratorio en dependencias policiales, según la versión oficial. Colectivos como SOS Racismo han solicitado en reiteradas ocasiones una investigación a fondo del caso, que consideran un reflejo del racismo institucional: parece que ser negro en España te convierte en ciudadano de segunda, con menos derechos que otras personas, incluso aunque tengas tus papeles en regla, como era el caso de Elhadji.

En Pamplona tenemos un fenómeno mantero muy pequeño y circunscrito a una semana al año: Sanfermines.

La gestión por parte de la policía local de este fenómeno ha sido, hasta ahora, adecuada. No obstante, consideramos importante que, desde las instituciones, se cierre el paso a relatos que distorsionan la realidad y que abonan el terreno a que casos como el de Mame Mbaye puedan reproducirse en nuestra ciudad. En caso de que el fenómeno mantero sea lo suficientemente importante durante Sanfermines como para suponer un problema para el comercio local -cosa que no está demostrada- las soluciones para ello en ningún caso pueden ser punitivas.

 

 

Candidatura Ciudadana Aranzadi

Un proyecto de ruptura democrática para recuperar Pamplona para la ciudadanía

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *